Septiembre 22, 2021

Honda e: el vehículo eléctrico que se carga en media hora

Innovación

Todos nos los hemos planteado al convertirse los coches eléctricos en algo cada vez más habitual. Los hemos visto en las electrolineras y nos hemos preguntado: “¿Cuánto tarda en cargarse?” Si un teléfono móvil tarda alrededor de dos horas y media y un ordenador, una, en un coche, que es más grande, el proceso será más largo. Nada más lejos de la realidad. El Honda e se recarga en menos tiempo que cualquier smartphone, ordenador o pulsera de actividad. Una característica que sin duda ha contribuido a los éxitos acumulados por el modelo y a su nombramiento como Mejor Coche Urbano de 2021.

La carga más rápida

Apenas 31 minutos desde que salta el aviso de “Batería baja”. Es todo lo que requiere la batería del Honda e para alcanzar un 80% de carga gracias a la mejora en la tecnología y a un sistema de carga rápido de 50 kW, disponible en cualquier estación de servicio y en las electrolineras situadas en las cercanías de los supermercados. La velocidad de carga supera a la de cualquier gadget tecnológico cotidiano. Ninguno, ni el smartphone, ni el portátil, ni la pulsera o reloj de actividad ni los auriculares Bluetooth tardan menos de una hora en completar la carga.

Cualquiera de nuestros aparatos electrónicos tarda más en cargarse que el Honda e. Los ordenadores portátiles serían los que le seguirían en velocidad. Sus baterías han mejorado notablemente y no solo duran más, sino que se cargan más rápidamente: una hora es más que suficiente. Por detrás del ordenador se sitúan las pulseras de actividad y relojes inteligentes, que necesitan una hora y media. Los auriculares Bluetooth requieren dos horas y por último, el teléfono móvil, entre dos horas y media y tres para obtener un 100% de carga.

Descubre todo el potencial de carga del Honda e>

¿Cuál es el mejor sistema de carga?

Fácil, fiable y eficiente. Para aprovechar al máxima el revolucionario Honda e no hay nada mejor que conectarlo al cargador Honda Power. Sin necesidad de mantenimiento, tan sólo hace falta disponer de un diferencial tipo A y la visita de un electricista para poder instalarlo en casa.

Adaptado a las últimas innovaciones tecnológicas, el Honda Power se puede gestionar a través de un centro de control de dispositivos para optimizar la carga del hogar en tiempo real. Sus sistemas de seguridad garantizan el consumo energético más eficiente. Además, como la mayoría de la gente quiere cargar sus automóviles eléctricos sin supervisión, el cargador se asegura de reanudar la carga en caso de interrupción debido a un corte de corriente, fallo eléctrico o cualquier señal inesperada del vehículo.

El Honda Power está disponible en tres modalidades, Honda Power con una capacidad de carga de hasta 22kW trifásica o 7,4 kW monofásica para una carga más rápida, el Honda Power S con funciones de carga inteligente, y el Honda Power S+ que incorpora soluciones de movilidad eléctrica.

Para los que todavía pensaban que el vehículo eléctrico podía ser un engorro por tener que estar recargándolo, quizá ahora que saben lo fácil que es y lo poco que cuesta, se animen a pasarse a la movilidad sostenible. Estos modelos compactos, diseñados para desplazarse con comodidad en el espacio urbano, empiezan a ganar a terreno por lo prácticos que son y sobre todo, por contribuir a reducir la contaminación del aire. Y es que el Honda e es el primer modelo completamente eléctrico de Honda, que dejará de vender coches de combustión en Europa a partir del año que viene.

Hace tiempo que Honda apuesta por la movilidad sostenible con populares modelos como los híbridos Jazz o HR-V. Lanzado al mercado el año pasado, el Honda e es un vehículo altamente tecnológico, innovador y con un diseño radicalmente contemporáneo. Y lo que es más importante, limpio. El modelo ‘verde’ más novedoso de Honda para ciudades que sueñan con una atmósfera más limpia.